martes, 7 de diciembre de 2010

TIC TAC TIC TAC TIC TAC


Siguen pasando los días sin novedades en el frente. Debería estar dando saltos de alegría pero como he aprendido la lección voy a ser prudente. Mientras, se va desgranando este extraño mes de diciembre que siempre suele estar un poco loco. Acabo de disfrutar de cinco días de fiesta que he pasado, of course, escribiendo. Sacando adelante un libro de cuentos que, según me cuentan mis lectores de confianza, me está saliendo muy cortazariano. Imagino que las lecturas van dejando poso, al menos eso es lo que humildemente se espera. Y a todo esto sigo esperando una llamada. Y me entra el estrés cuando pienso que con todo el trajín de las fiestas al final la cosa se va a prolongar hasta el 2011... ay, jesúsmaríayjosé, esto es una tortura. Grrrrrrrrrrrrr. En fin, paciencia y a seguir esperando mientras siento que mi rejol (reloj quería decir jejejeje) mental no avanza.

2 comentarios:

MiánRos dijo...

Pues nada, María, entre un tic, y un tac, sigamos escribiendo ¿o no?

Un fuerte abrazo.
Mián Ros

La Bruja "Escritidora" dijo...

Desde luego, Mián, eso que no falte o no seríamos nosotros. Otro abrazote fuerte de vuelta.